En un cuestionario realizado por P de Periodismo, casi el 90% de los encuestados valora positivamente la labor informativa del periodista durante esta crisis

Varios profesionales de la información y la comunicación, nos cuentan cómo detectar y detener la circulación de bulos durante la pandemia

Hablamos con José Medina, reportero de Axartel TV; con Noelia Ruiz-Alba, periodista en Europa Press; Guillermo Ortiz, director de 8 La Janda TV; y Pepi Olmedo, directora de Radio Juventud de Conil. Es fundamental fijarse en la fuente que publica la información antes de compartirla, para no caer en el error de difundir información falsa. Evitar las cadenas de mensajes aparentemente “informativas” que se reciben por WhatsApp es fundamental.

David Heredia Leal, Conil de la Fra. – 28 de mayo de 2020

Según una encuesta elaborada por P de Periodismo y difundida a  través de las redes sociales, con una muestra de 220 personas, casi el 90% de quienes respondieron valoran positivamente la difícil labor que ha encomendado el periodista durante esta crisis sanitaria y social, quienes también se han expuesto al virus en primera línea de batalla para informar.

Además, el 39,1% piensa que la labor del periodista ha sido y es fundamental.

Por otro lado, un 6,8% no juzga tan favorablemente el papel que ha jugado el periodismo. El 5% del total de encuestados, piensa que estudiar esta disciplina también conlleva estos riesgos y que ellos mismos han decidido estar ahí.


Resultados de la encuesta. Por David Heredia Leal

También resulta interesante hablar de los medios en cuanto a la responsabilidad que la sociedad deposita en ellos.

Todos sabemos que la información es un derecho y que no podemos privar a la sociedad de ello. Pero, imagínese que los periodistas no hubieran estado informando durante este estado de alarma por seguridad propia, ¿Se habría sentido usted desinformado? Esta pregunta, también fue formulada en la encuesta, en la cual, un 80% ha reconocido que se habrían sentido perdidos y desinformados si los medios no hubieran continuado con su labor comunicadora.

No obstante, un 14% cree que no se habría sentido desinformado, y solo un 6%, que se habría sentido igual.

Tras analizar estos datos, consideramos oportuno, contactar con varios periodistas de diferentes medios y lugares para que nos contaran ellos, como profesionales de la información y la comunicación, la importancia que tiene la labor periodística en estos tiempos y sobre todo, la importancia de detener la circulación de noticias falsas debido al efecto adverso que pueden tener ahora mismo sobre la sociedad.

Para ello, recurrimos a José Medina, reportero en el canal comarcal malagueño Axartel TV; a Noelia Ruiz-Alba, periodista en la Agencia Europa Press en Sevilla; a Guillermo Ortiz, director del canal comarcal gaditano 8 La Janda TV y a Pepi Olmedo, directora de Radio Juventud de Conil, emisora perteneciente también a la Onda Local de Andalucía.

La primera pregunta era obligada, y sugerimos a nuestros entrevistados que nos explicaran cómo evitar la propagación de bulos a través de las redes sociales. Los cuatro entrevistados, coinciden en que hay que observar de dónde procede la información y ver si es un medio u organización oficial, o si por el contrario es una cuenta fake.

José Medina, señala que además de comprobar que la información es cierta, tenemos que asegurarnos de que la noticia sea o no actual, que hay que huir del clickbait, y leer el contenido de la información,ya que explica que “en muchas ocasiones el titular no es el adecuado”.

Por su parte, Noelia Ruiz-Alba, pide que cualquier información que nos llegue a través de Whatsapp no la compartamos, porque según su criterio, es muy probable que sea un bulo. Además, Pepi Olmedo hace especial hincapié en realizar un seguimiento de la noticia en cuestión, además de contrastarla.

Finalmente, Guillermo Ortiz nos explica que además, es importante googlear la noticia para conocer el origen de la misma y ver si ha sido publicada por otros medios. También Guillermo, como director de 8 La Janda, nos explica que en su equipo de trabajo cuenta con una persona encargada única y exclusivamente de leer el BOE y otros documentos oficiales, para asegurarse de que todo lo que se informe en el medio venga recogido en dichos documentos. En palabras de Guillermo, “si nos llega alguna información, siempre la verificamos hablando con las fuentes implicadas en el asunto”.

Con respecto a algunas de las fake news que han surgido, José Medina, nos hacía saber la cantidad de bulos consistentes en echar por tierra las medidas del Gobierno durante esta crisis sanitaria. Además, señala cómo llegó a su teléfono móvil vía Whatsapp, un audio, que finalmente resultó siendo un bulo, alertando de varios casos de coronavirus en Nerja, municipio para el que también informa su televisión. También, el reportero nos señala otros bulos que tuvieron lugar en Málaga capital, como “ese que decía que la policía tenía entrada libre en casas y edificios para identificar positivos por coronavirus, o incluso, que un avión militar iba a fumigar toda la provincia con desinfectante de madrugada”. Un bulo, este último, que se ha repetido en otras muchas provincias españolas.

La directora de los servicios informativos de Radio Juventud de Conil, Pepi Olmedo, nos contaba cómo una noche la sobresaltaron diciéndole que en un hotel del municipio se habían detectado varios casos de coronavirus, algo que de ser verdad, habría causado bastante revuelo y más en ella como directora de un medio de comunicación. En palabras de Pepi, “en ese mismo instante comencé a investigar e incluso a preguntar a los principales afectados”.

Guillermo nos explica además, un curioso asunto relacionado con una información procedente de una fuente institucional, que llegó a su redacción y que decía que “un grupo de monjas de clausura en Medina-Sidonia se estaban muriendo de hambre”. Explica el director de 8 La Janda, que tras mucho investigar, descubrieron que esto fue un malentendido, y que lo que sucedía era que el párroco del municipio estaba preocupado por rescatar el negocio de dulces de las monjas. “Fuimos los primeros en la zona en desmentir el bulo, tras contactar con los protagonistas y detener así la circulación del bulo”, expresaba Guillermo.

Por su parte, Noelia Ruiz-Alba, nos hablaba acerca de las malinterpretaciones que se pueden llegar a dar desde que se da una información hasta que es constatada como bulo o como falsa. Nos explica cómo influyó en ella la afirmación que se decía de dejar los zapatos fuera de casa para no portar el virus en las suelas del calzado, una información que posteriormente fue desmentida por varias plataformas que explicaban que no estaba confirmada, pero defendidas por organizaciones oficiales y autoridades, creando un ambiente de confusión. “Igual que este caso, también tenemos el caso de los guantes. Yo creo que lo importante es que todos nosotros nos demos cuenta de cuando se trata de un bulo y de cuando no”, argumentaba.

Volviendo al tema del principio, creímos interesante preguntarles a Pepi y a Guillermo como directores de medios de comunicación si la labor del periodista se había visto afectada o mejorada tras informar durante esta crisis del coronavirus.

Los dos coinciden en que la profesión y los medios, en general, han sido valorados positivamente. De hecho, Guillermo nos cuenta que su equipo realizó un estudio de audiencias antes y durante la pandemia, cuyos niveles han pasado de ser muy buenos, a estar más reforzados, ya que, en palabras del director y presentador, “esto muestra que la gente nos arropa, nos acompañan y que somos de su confianza”.

Según Pepi, en encuestas que compartían otras emisoras de radio pertenecientes a Onda Local de Andalucía, “La radio ha sido el medio de comunicación que más ha valorado la sociedad a raíz de esta crisis”, al igual que otros medios locales. “La radio ha estado más viva que nunca”, afirmaba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *